Una apuesta por las soluciones verdes

Por más de 30 años, Josué Cantú ha acumulado una serie de conocimientos que le han permitido construir una compañía exitosa con una visión diferente del mercado. Palabras como eficiencia, ahorro, medioambiente y negocios verdes son los principales motores para este empresario mexicano

Por Irayda Rodríguez

Detrás de Yarlan Energy, una empresa global especializada en soluciones en energías renovables de alta innovación y rentabilidad, está un líder que ha sabido cultivar el conocimiento y los frutos de las tecnologías verdes a lo largo de tres décadas. Hablamos de Josué Cantú, el fundador y director general de esta compañía con sólida presencia en el mercado nacional y cuyo compromiso social con la reducción del impacto ambiental de las actividades industriales no es una alternativa: es una obligatoriedad.

“A pesar de ser una empresa muy joven, que tiene siete años, tenemos una gran experiencia y una gran diversidad en el trabajo, en equipo, y desarrollando proyectos exitosos para los clientes. Eso es lo que define realmente quienes somos y dónde estamos posicionados en la industria”, asegura en entrevista para Constructor Eléctrico.

Mecánico Electricista por el Instituto Tecnológico de Estudios Superiores de Monterrey, Cantú posee una amplia experiencia en eficiencia energética, además de numerosos diplomados y especializaciones, incluso por la Universidad de Berkeley.

Innovación y eficiencia son parte del vocabulario de este empresario, quien ha apostado por introducir tecnologías que aprovechen más eficientemente el recurso solar. En fechas recientes, lanzó al mercado un panel diminuto capaz de generar más electricidad que las celdas convencionales y que también sirve para calentar agua.

La evolución de Yarlan Energy, su papel como empresa comprometida con el planeta, además de su visión del mercado se describen en esta entrevista.

“El gran reto es que maduren las leyes del sector energético nacional y que el financiamiento llegue a niveles aceptables para todos los proyectos, porque estas aplicaciones son muy caras y en general es necesario buscar dinero o financiamiento fuera del país”

Constructor Eléctrico: (CE): ¿Cómo eran las condiciones del mercado y qué necesidades de los clientes vino a satisfacer Yarlan Energy?
Josué Cantú (JC): En 2011, el tema de los costos era muy importante para los industriales en México. Empezaban a ser muy costosos los pagos por tarifa de electricidad y se buscaba mucho el ahorro energético; ahí trabajamos en las primeras iniciativas que tiene la CFE para el uso eficiente de la energía en edificios. Entonces empezaba a hablarse de que iba a haber una reforma energética, sólo que aún estaba en proceso, pero la necesidad de los clientes ya existía. Nosotros, detectando esa necesidad, salimos al mercado con el proyecto well done, en el que buscamos que el instalador se convirtiera en un proveedor de ahorros de garantía para los clientes.

CE: ¿Cuáles fueron los primeros proyectos en los que participaron y los primeros desarrollos que tuvo Yarlan como fabricante?
JC: Prácticamente fueron plazas industriales donde pusimos plantas nuevas, o bien, desmantelamos equipo de plantas en Estados Unidos, las trajimos a México y las echamos a andar de forma eficiente. Trabajamos también con la CFE en un estudio sobre cuánto energía estaban usando en sus edificios y todo el plan de ahorro que tenían que tomar para cumplir con las normas que establecía el Gobierno; trabajamos en los talleres de Aeroméxico, en el hangar de la Policía Federal. De ahí, ingresamos en la industria automotriz con un par de proveedores. También trabajamos en edificios comerciales de gran escala, como Torre Bancomer, donde apoyamos al equipo de Green Ingenieros en el desarrollo de sistemas de potencia dentro de la Torre y sus plantas de energía. En la época de Felipe Calderón, nos solicitaron para detectar alguna falla en los penales, etcétera.

CE: Con todo este auge de las renovables, ¿cómo se han adaptado a estas necesidades del mercado y qué soluciones ofrecen integrando las energías limpias? 
JC: Las energías renovables en México han experimentado muchos cambios, precisamente por las leyes que se están liberando en la clasificación T. Nosotros tratamos de brindar soluciones reales a la industria, en donde podemos ofrecer proyectos que son muy parecidos en su retorno de inversión para la generación de electricidad, tanto fotovoltaica, como termosolar o eólica.

El problema de la energía eléctrica es que, en los megaproyectos, no hay quién ofrezca soluciones reales locales. Nosotros abrimos una división para Yarlan Energy dedicada exclusivamente a este tipo de proyectos industriales, de comercios en mediana y gran escala, proyectos sustentables, rentables, fotovoltaicos, termosolares, etcétera. Hemos traído a México tecnologías muy innovadoras, como la termosolar o los equipos que generan electricidad y agua caliente a la vez.

CE: ¿Cómo está México en cuanto al desarrollo de tecnología y cuáles son las áreas de oportunidad que se deben aprovechar?
JC: El reto que tiene México es muy grande, pero también los beneficios que enfrenta el país lo son. Contamos con un enorme recurso natural renovable que podemos aprovechar. El gran reto es que maduren las leyes del sector energético nacional y que el financiamiento llegue a niveles aceptables para todos los proyectos, porque estas aplicaciones son muy caras y en general es necesario buscar dinero o financiamiento fuera del país.

Hay muchos huertos tecnológicos en desarrollo, tenemos mucho residencial en México y otras formas de acumulación de energía, pero muy pocos se han explorado para que en verdad se pueda generar una base de energía renovable amplia e innovadora. Yo veo una tierra de oportunidades para desarrollar, además de que tenemos la gente y las capacidades para crear.

CE: ¿Cuál es la perspectiva que tienes de la implementación de la Reforma Energética a corto plazo?
JC: Creo que México va por buen camino, pero a la vez vamos unos pasos retrasados con toda la demora que hay en la cuestión legal. El país enfrenta grandes retos relacionados con la energía, pero sin duda va a ser uno de los sectores que moverá la economía en los siguientes  seis o doce años por todo lo que representa. Todo este equipo muy amplio, innovador y creativo está teniendo nuevas posibilidades con nuevos desarrollos tecnológicos y esa es la mejor manera para aplicarlos y desarrollarlos con el tipo de instalaciones y usuarios que tenemos.

CE: ¿Cuáles son las perspectivas de la compañía para el segundo semestre del 2018?
JC: El primer cuatrimestre lo tomamos para las ventas del año pasado, entonces esperamos que en estos dos cuatrimestres que vienen consolidemos al menos el doble de las ventas del año anterior, y con ello estar preparados para cumplir con todos los retos que esto implica. Estamos muy contentos y con mucho optimismo hacia las oportunidades que se presentan en este sector.