Toreo Parque Central: El emblema de los usos mixtos

Tres modernas torres de oficinas AAA, un centro comercial y un hotel de negocios integran este magno desarrollo, punto de referencia situado en el límite de CDMX y Estado de México. Desde el inicio de su construcción, Grupo ETRA abasteció todos los equipos para el suministro de energía, además de dirigir el proyecto y ejecución de las instalaciones eléctricas

Por Irayda Rodríguez / Fotografías Rubén Darío Betancourt

En el terreno que alguna vez ocupara el Toreo de Cuatro Caminos, hoy se erige uno de los desarrollos inmobiliarios más destacados y atractivos del Valle de México: Toreo Parque Central. Su diseño corrió a cargo de Sordo Madaleno Arquitectos y fue concebido como un conjunto de usos mixtos, por lo que representa un caso ejemplar dentro de esta tendencia urbana.

El predio está ubicado en Naucalpan, Estado de México, el área conurbada y de colindancia comercial de mayor crecimiento al norte de Ciudad de México. Desde su concepción, el plan maestro se proyectó como “un gran parque”, un espacio urbano interior ejecutado por Grupo Danhos, empresa mexicana dedicada al desarrollo, arrendamiento, operación y administración de centros comerciales, oficinas y proyectos de usos mixtos en la zona Metropolitana de CDMX, principalmente.

Este megadesarrollo exigió la instalación de una veintena de subestaciones eléctricas, la mayoría de ellas hipercompactas, con los equipos más confiables e innovadores

De acuerdo con información de Sordo Madaleno Arquitectos, en este mall, las personas circulan entre fuentes, árboles y espacios abiertos, un punto de encuentro e interacción social para vecinos y visitantes de toda la ciudad. La vegetación, a su vez, genera una atmósfera de relajación equilibrada con espacios comerciales que habitan los cuatro primeros niveles, ocupados por tiendas, salas de cine y restaurantes.

Las torres de oficinas abarcan un área de 120 mil metros cuadrados, mientras que el hotel cuenta con 252 habitaciones en un área de 15 mil metros cuadrados, divididos en 17 niveles. El piso “transfer”, ubicado entre los pisos del centro comercial y la planta baja de las oficinas, sirve como distribuidor y filtro para el buen funcionamiento de los diferentes usos.

“Este magno proyecto se realizó con una inversión de 12 mil millones de pesos, generó dos mil empleos temporales en su construcción, durante cuatro años, y en esta fase de operación ha generado cuatro mil nuevos empleos”, reveló David Daniel Kabbaz Chiver, presidente del Consejo de Administración de Grupo Danhos, durante la inauguración del complejo.

Distribución de energía
Toreo Parque Central integra un centro comercial, un hotel, tres edificios corporativos y otros espacios, cubriendo un total de 440 mil 580 m2 de área construida. La compañía mexicana Grupo ETRA tomó la responsabilidad del proyecto, desde su construcción hasta el diseño y ejecución de la instalación eléctrica en esta obra.

Bajo el liderazgo de su director General, el ingeniero René Vargas del Valle, Grupo ETRA se ha consolidado como un integrador de sistemas en el campo de las instalaciones electromecánicas, siempre comprometido con las demandas específicas de calidad, oportunidad, eficiencia, costo y la más alta tecnología exigida por los grandes desarrolladores del sector salud, oficinas, edificios de departamentos, hoteles, centros comerciales, plantas fabriles y conjuntos turísticos,

La subestación localizada en el Power Center alimenta, en baja tensión, con electroducto la mitad de la torre A, la sede corporativa más alta con 33 niveles

Toreo Parque Central exigió casi una veintena de subestaciones eléctricas, distribuidas por todo el complejo. En un recorrido por las instalaciones principales, el ingeniero Carlos Esparza, gerente de Construcción de Grupo ETRA, explica que uno de los grandes desafíos del proyecto consistió en aprovechar y optimizar al máximo cada uno de los espacios disponibles. Para cumplir con este objetivo, la mayoría de las subestaciones son hipercompactas, con los equipos más innovadores y confiables del mercado.

Por ejemplo, la subestación eléctrica ubicada en el Sótano 1 de Torre “A” enlaza en media tensión a la subestación eléctrica azotea donde se distribuyen las alimentaciones en baja tensión para todos los servicios generales de la Torre, la sede corporativa más alta con 33 niveles. El equipamiento elegido es de Schneider Electric, con SE, transformadores, tableros e interruptores de la marca Square D.

Toreo Parque Central integra un centro comercial, un hotel, tres edificios corporativos y otros espacios, cubriendo un total de 440 mil 580 m2 de área construida

Para que la Torre A opere sin interrupciones, en caso de una falla de energía, cuenta con  6 plantas de emergencia de la marca Planelec de 750 y 1,000 kW con caseta acústica y tanque de diesel integrado a la base, lo cual contribuye al ahorro de espacio en el cuarto eléctrico. Estas plantas dan respaldo al 100% de la carga al edificio, tanto de servicios generales como de inquilinos, señala el ingeniero Esparza.

Al ser equipos de gran tamaño, el desafío fue subirlos hasta el último nivel, una maniobra que requirió mucha precisión y el uso de grúas especiales para lograrlo. “Tiene que haber muy buena coordinación en el embarque de equipos, suministro de materiales y ejecución en la obra para cumplir con el programa”, afirma el gerente de Construcción de Grupo ETRA.

Como complemento de esta subestación, en la azotea se ubica una instalación similar, que alimenta la otra mitad de la torre, en servicios generales; aquí la gama de transformadores va de 15 a 45 kVA para distribución de alumbrado y contactos.

Mientras que un arreglo similar de SE hace lo propio para la alimentación de inquilinos por medio de dos trayectorias de electroducto de 1,600 y 2,000 kVA.

Para la automatización del sistema de aire acondicionado se utilizaron centro de control de motores “CCM’S”, en bombas, torres de enfriamiento, ventiladores y minichillers.

Una de las características que se destaca en la instalación eléctrica es el uso de un sistema de electroducto, con barras o buses perfectamente aislados que se van ensamblando, de forma vertical y horizontal, para distribuir la energía en baja tensión a los inquilinos. “Con esto pueden conectarse de forma eficiente, para alimentar el nivel en el que se encuentren, dependiendo de la carga que necesite cada uno”, indica Esparza.

La instalación eléctrica cuenta con un sistema de electroducto, con barras o buses perfectamente aislados que se van ensamblando, de forma vertical, para distribuir la energía en baja tensión a los inquilinos

De esta manera, con una sola pieza que va del punto A al B se pueden conectar diferentes cargas: “Esto nos lleva a tener una alimentación muy flexible que se resuelve con el emsamble de tramos de electroducto en una sola línea, con una instalación limpia, de fácil acceso y a la que se le puede dar mantenimiento de forma sencilla”, asegura el gerente de Grupo ETRA.

En las subestaciones está colocada una malla o anillo a tierra, cuya función es proteger contra algún tipo de descarga al trabajar con voltajes elevados. La trayectoria de tierra nace desde el sótano 6. Para elaborar una eficiente red de tierra, primero se realiza un estudio de la resistividad del terreno, esto indica qué tan bueno es para drenar las corrientes de falla. Con base al estudio se hace el cálculo de cuántas mallas se requieren, el calibre del conductor y en dónde deben ubicarse”, agrega Esparza.

En la instalación de iluminación se tuvo un ahorro en realizar la distribución en 277V para minimizar la caída de tensión, lo cual representa un menor calibre de conductor y canalización .De igual forma, en todo el complejo se emplea la tecnología LED, con luminarias emprotadas en piso, plafón y tiras luminosas en cajillos. Al ser una edificación en proceso de obtener la certificación LEED Platino para Nuevas Construcciones, es indispensable la instalación de tableros de automatización. “Elegimos tableros Square D de Schneider Electric del tipo Power Link. Nos encargamos de hacer la conexión a los circuitos y liberamos para que la empresa de automatización pueda leer y controlar el apagado y encendido de la iluminación, de forma automática”, detalla el ingeniero Esparza.

Para la construcción de esta magna obra, que generó dos mil empleos temporales durante cuatro años, se realizó una inversión de 12 mil millones de pesos

En cuanto a las siete subestaciones que alimentan el centro comercial, explica el gerente de Construcción de Grupo ETRA, también lo hacen en dos mitades. La de servicios generales tiene el mismo arreglo de equipos de la subestación compactas en SF6 de las torres de oficinas, con transformadores tipo seco Square D, tableros y UPS de respaldo.

Para el centro comercial, la alimentación a los  locatarios se instalaron 5 trasformadores  de 300 kVA y 5 de 500 kVA que se  distribuyen en cinco concentraciones de  medidores. Para su alimentación se utilizó cable de aluminio  Metal  Clad, se calculó el calibre en base a los w/m2, comenta el ingeniero Esparza.

Por último, todo el centro comercial cuenta con un sistema integral de protecciones  atmosféricas (sistema de pararrayos), en donde se colocaron puntas ionizantes en las  partes más altas, como son las torres de  oficinas, hotel y el domo del centro comercial, con bajantes de cobre y canalización de PVC pesada de 11/4.