Electricidad gratuita

Las nuevas iniciativas CSOLAR y Bono Solar buscan facilitar el acceso a la tecnología del sol para generar electricidad como un servicio gratuito

Foto portada: Daniel Chacón Anaya, director del Programa de Energía de la ICM, junto a la tienda de abarrotes de Pueblito Solar

Por Ámbar Herrera / Fotografías Iniciativa Climática de México

Hay algo nuevo bajo el sol para los mexicanos. La tecnología solar está revolucionando la manera de producir electricidad en México y promete llevarlo a una nueva era en donde este servicio sea gratuito para todos.
“Seguir conectados a la red eléctrica ya está pasando desde el punto de vista económico y, particularmente, del ambiental porque la manera vieja de hacer electricidad está matando al planeta”, afirmó en entrevista para Constructor Eléctrico Daniel Chacón Anaya, director del Programa de Energía de la Iniciativa Climática de México (ICM), quien habló acerca de la exposición “Pueblito Solar”, un proyecto que busca informar a la población acerca de las iniciativas CSOLAR y Bono Solar.

Iniciativa Climática de México
La ICM es una organización cuya misión es disminuir la emisión de gases de efecto invernadero e incidir sobre la política climática del país.
El sector eléctrico está obligado a cumplir dos metas, una nacional, establecida en la Ley de Transición Energética, y otra internacional, por el compromiso que adquirió México ante las Naciones Unidas al firmar el Acuerdo de París.
La primera establece que para 2024, 35 por ciento de la generación de energía deberá provenir de fuentes limpias y, la segunda, disminuir las emisiones de bióxido de carbono (CO2) totales en 22 por ciento para 2030. Para el sector energético esto representaría una reducción de 31 por ciento en sus emisiones.
El enfoque que sugiere la ICM para alcanzar dichas metas consiste en sustituir la generación a base de combustibles fósiles como el gas, combustóleo, carbón o diésel, por generación limpia proveniente de las fuentes eólicas, solares, geotérmicas, bioenergía, entre otras.

Dos iniciativas prometedoras
El proyecto solar impulsado por la ICM tiene dos componentes:
1. CSOLAR. Permite a las MiPyMES, (micro, pequeñas y medianas empresas) adquirir créditos bancarios para instalar sistemas fotovoltaicos interconectados menores a 500 kW. Lo anterior a fin de suplir sus necesidades y dejar de usar energía de la red o usar muy poca, para que en cuatro años se recupere la inversión y durante el quinto poder generar energía gratuita.
2. Bono Solar. Destinado a instalar techos solares en las viviendas. Éstos pueden ser de dos tipos: los que pagan una tarifa muy alta, llamada “doméstica de alto consumo”, cuyos usuarios son 400 mil, aproximadamente, y la “tarifa subsidiada”, que cuenta con 35 millones de usuarios.

El propósito de estas iniciativas es eliminar el subsidio del Gobierno y utilizarlo para implementar la tecnología solar. Con ello, el usuario obtendría descuentos inmediatos en la tarifa de la Comisión Federal de Electricidad y en 10 años tendría electricidad gratis.

¿Cómo funcionan?
La propuesta de CSOLAR brinda un fondo de garantía de 100 millones de pesos depositado en Nacional Financiera (Nafin) para reducir el riesgo de los bancos. Si la PyME no paga el crédito, Nafin repone 80 por ciento del total.
Antes, esto no se hacía porque los bancos no conocían mucho de la tecnología, eran muy escépticos de que pudiera funcionar y de que los equipos duraran el tiempo necesario para pagar los créditos, pero esto ha cambiado con los años.
En resumen, las MiPyMES deben seguir los siguientes pasos:

  • Solicitar un crédito al banco de su elección para poner su techo solar
  • Elegir alguna de las empresas que el banco ofrezca para instalar la tecnología
  • Cumplir con los requerimientos
  • Abonar la cantidad equivalente de su factura al banco para pagar el préstamo

Las MiPyMES no tienen subsidio del Gobierno y deben pagar altas tarifas, pero con esta propuesta podrán dejar de pagar electricidad como tal y sólo pagar una pequeña cuota fija a la CFE.
Un panel solar dura 25 años, así que, prácticamente, cuatro años después de pagar la inversión podrán tener electricidad de manera gratuita.
Por su parte, la propuesta del Bono Solar promueve:

  • Eliminar el subsidio gubernamental (120 mil millones de pesos)
  • Usar la aportación del Gobierno para ayudar a los hogares a adquirir su techo solar (descuento de 70 por ciento)
  • Otorgar a los usuarios descuentos de entre 15 y 20 por ciento en su recibo de luz actual

Se debe tomar en cuenta que al final del día, el subsidio gubernamental lo pagan los mismos usuarios con sus impuestos. Con Bono Solar, el usuario termina de pagar la tecnología con cargo a su factura en 10 años y disfrutar de electricidad gratuita el resto de su vida.

Los paneles de la cocina de Pueblito Solar generan 13 kW/h

Aprobación de CSOLAR
Esta iniciativa será aprobada el 22 de noviembre, por lo que el acceso a los techos solares ya es una realidad para las MiPyMES. Éstas podrán solicitar el crédito necesario en cualquier institución bancaria del país.
Chacón dijo que esta iniciativa cuenta con la asistencia de instituciones fotovoltaicas nacionales y del Instituto Nacional de Electricidad y Energías Limpias (INEEL), y también señaló que se tomaron las medidas necesarias para evitar cualquier tipo de abuso en el proceso.
“Hicimos una lista de lo que debería cumplir una empresa ideal, luego revisamos a las empresas y si cumplen todos estos requisitos les damos un reconocimiento de que pasaron el proceso y así podemos asegurarle a la gente que son empresas serias”, detalló Chacón.
Detrás de la iniciativa se encuentran otras instituciones como la Secretaría de Energía (Sener), la Cooperación Alemana al Desarrollo Sustentable (GIZ), el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA) y la Asociación de Bancos de México (ABM).
En cuanto al Bono Solar, el director Chacón explicó que, de aprobarse, el programa buscaría replicarse en varias regiones conjuntas del país, pero se le daría predilección a las zonas que se encuentran en “pobreza energética”, es decir, aquellas regiones cuyos habitantes carecen del ingreso suficiente para pagar su recibo de luz eléctrica.
El pueblito tiene instalado un total de 18 módulos solares de 250 watts cada uno; seis de ellos conectados e instalados sobre la tienda, y los 12 restantes conectados a la casa

El pueblito tiene instalado un total de 18 módulos solares de 250 watts cada uno; seis de ellos conectados e instalados sobre la tienda, y los 12 restantes conectados a la casa

El futuro
La reciente aprobación de CSOLAR parece indicar que la nueva administración planea impulsar la implementación de estas iniciativas. “No podemos hablar por el próximo gobierno, pero en las pláticas que hemos tenido con algunos de sus funcionarios hemos visto que existe la predisponibilidad”, aseguró Chacón.
Dijo, además, que el principal obstáculo para ello es “la amplia tradición de país petrolero” que tiene México, pero que un hecho fundamental es que ahora las tecnologías renovables son más baratas que los combustibles fósiles.
El proyecto propone instalar 25 millones de techos solares en un periodo de 10 a 15 años, es decir, más de un millón de techos solares anuales. De lograrse, produciría 200 mil empleos, aproximadamente.

Exposición Pueblito Solar
A fin de informar a la población sobre estas propuestas, la ICM realizó la exposición Pueblito Solar, en donde se exponen dos ejemplos de las propuestas mencionadas, la tienda de abarrotes “El Solecito” y un espacio que asemeja la cocina y estacionamiento de una casa común.
El pueblito tiene instalado un total de 18 módulos solares de 250 watts cada uno; seis de ellos conectados e instalados sobre la tienda, y los 12 restantes conectados a la casa (seis en la cocina y seis en el estacionamiento).
La energía aproximada que generan los paneles es de 6.5 kW/h en la tiendita y 13 kW/h en la parte de la cocina, lo equivalente al consumo de luz en un hogar promedio en México.
La exposición busca informar a la población acerca de los beneficios de la tecnología solar, mediante el apoyo de voluntarios preparados y videos explicativos. Estará instalada hasta el 15 de diciembre de 2018 en el Bosque de Chapultepec.