El estímulo que aviva la eficiencia energética

El sector terciario en Europa es un buen ejemplo de la carencia de inversiones, si bien el consumo de energía en el ámbito de servicios ha disminuido globalmente desde 2003. No obstante, en los países del sur de este continente se ha verificado una tendencia creciente en el consumo de electricidad, en paralelo con el aumento de precios de la misma

Por Vanessa Tirado López

Debido a que los edificios son responsables del 40 por ciento del consumo de energía y del 36 por ciento de las emisiones de Gases de Efecto Invernadero (GEI) en la Unión Europea (UE), la eficiencia energética es una de las principales preocupaciones y esferas de actividad en sus políticas.

Se estima que el 80 por ciento de los edificios que se ocuparán en 2050 ya están construidos hoy en día. Con las medidas adecuadas, estos inmuebles tienen el potencial de alcanzar una reducción del 70 por ciento en sus emisiones de GEI y ahorros de energía por valor de 70 mil millones de euros al año.

Sin embargo, en la actualidad, la inversión pública y privada es insuficiente para llevar a cabo proyectos de eficiencia energética, y si esta tendencia continúa, los estados miembros de la UE corren el riesgo de no poder cumplir sus objetivos fijados a largo plazo.

Las barreras financieras son comúnmente reportadas como el principal obstáculo para desarrollar todo el potencial de las iniciativas relacionadas con la eficiencia. Esto es especialmente remarcable en el sector terciario del sur de Europa, que con frecuencia presenta un alto potencial de ahorro energético, pero que, desafortunadamente, las limitaciones presupuestarias, en combinación con el estancamiento económico actual, a menudo obstaculizan la realización de los proyectos.

Adicionalmente, hay que sumar, por un lado, la falta de una perspectiva estandarizada para desarrollar y evaluar las oportunidades de inversión y, por otro, los elevados costos de transacción derivados del uso de enfoques de cuantificación inconsistentes de riesgos. Estas variables, a menudo, obstaculizan el acceso al financiamiento de terceros, tan necesario para la realización de inversiones basadas en el esquema de Contratos de Rendimiento Energético (EPC).

Este enfoque pretende ayudar a los agentes inmobiliarios y del sector terciario a reducir los costos operativos a largo plazo, mejorando el valor de los activos y de la sostenibilidad, sin utilizar su propio capital o estructura de deuda, y confiando en los servicios de proveedores y de equipos altamente especializados.

Para ello, se ha creado una nueva herramienta de evaluación comparativa de inversiones llamada GREPCon, basada en la metodología Green Rating™ y elaborada por la compañía española Creara Energy Experts junto con otras firmas del sector, para apoyar el desarrollo de oportunidades de EPC.

Gracias a su enfoque estandarizado y certificado para modelar más de 40 medidas técnicas de ahorro y generación de energía, GREPCon fomentará una comprensión común de los riesgos y beneficios del proyecto EPC, mejorando la transparencia y la confianza en los rendimientos potenciales entre todas las partes interesadas en inversiones.

El sistema estándar Green Rating™
Se trata de un sistema de calificación para edificaciones existentes, basado en seis criterios ambientales. El objetivo de Creara con esta herramienta es proporcionar a los propietarios y gerentes una plataforma de evaluación comparativa y de toma de decisiones para el uso y operaciones del edificio.

Aplica un esquema de evaluación global y objetivo para las propiedades ya construidas, lo que permite calificaciones homogéneas, comparables y consistentes.

Los seis indicadores se evalúan en cuatro escenarios de rendimiento:

Intrínseco: determinado según la envolvente y los servicios construidos del inmueble
Potencial intrínseco: rendimiento interior previsto, si se implementan recomendaciones de inversión limitadas a un periodo de recuperación de siete años
Actual: evaluado con base a los consumos reales actuales y las prácticas operativas
Potencial real: potencial de mejora basado en cambios de comportamiento y ajustes operacionales

Cabe señalar que todos los datos necesarios para calcular las calificaciones y recomendaciones son recopilados directamente en el sitio por parte de auditores independientes, certificados y acreditados por la Green Rating Alliance.

Igualmente, los cálculos necesarios para finalizar un proyecto Green Rating™ se realizan a través de la herramienta Green Rating Tool (recopilación de datos, cálculos básicos, clasificaciones, recomendaciones y resultados) y un software de simulación térmica.

Los tipos de edificios que son susceptibles de evaluar utilizando esta metodología son: oficinas, sector retail, centros logísticos, hostelería, hospitales y clínicas, centros educativos y centros deportivos.

Green Rating™ para contratos de rendimiento energético
Con el fin de proporcionar una valoración técnica y financiera estandarizada de los Contratos de Desempeño Energético, la metodología Green Rating™ cubre los siguientes puntos: recopilación y entrada de datos técnicos y ambientales, cálculo y desglose del gasto de energía en la edificación y de las medidas de eficiencia (recomendaciones para la mejora); aproximación a una auditoría energética y viabilidad financiera total de las recomendaciones propuestas.

Con base en la información introducida, la herramienta –que forma parte de un proyecto europeo donde Creara ha participado–, permite el cálculo de hasta 46 medidas estandarizadas de eficiencia energética y/o energías renovables. Cada iniciativa es identificada y computada independientemente, por la plataforma y el auditor calificado, entregando los ahorros esperados en kWh de energía final, euros (u otra moneda elegida), kg de CO2 equivalente y periodo de retorno esperado.

Conclusiones
GREPCon puede ser utilizada por agentes inmobiliarios y del sector terciario para identificar y priorizar el ahorro energético, así como para crear oportunidades de renovación y, por lo tanto, acceder más fácilmente al financiamiento de terceros como pueden ser bancos, fondos y servicios públicos.

De hecho, estas organizaciones aprovechan esta herramienta para identificar y evaluar riesgos, cada medida técnica y equipo involucrado en la inversión. Su valor radica en su enfoque estandarizado y en el hecho de que su aplicación está certificada por un tercero independiente.

Asimismo, la metodología de GREPCon se ha desarrollado en el marco de la iniciativa internacional Trust EPC South, cofinanciada por el programa Horizonte 2020 de la Comisión Europea. Ésta es coordinada por la firma española Creara Energy Experts e impulsada por la colaboración de nueve organizaciones asociadas que representan a las naciones de Croacia, Francia, Grecia, Italia, Portugal y España.

Así, no sólo aprovecha la plataforma y metodología antes mencionadas para desbloquear el potencial significativo de las inversiones EPC, sino también la creación de un diálogo entre el sector terciario y las partes inmobiliarias interesadas con los entes financiadores y el sector de servicios de eficiencia energética en cada uno de los países participantes.

Por su parte, el consorcio Trust EPC South, liderado por Creara, está llegando a la industria inmobiliaria y sector terciario, así como a agentes interesados ??en invertir en los campos de energía sostenible. Esto con el fin de potenciar las oportunidades de inversión para probar esta nueva herramienta.

El objetivo general de Trust EPC South es aumentar las inversiones relacionadas a la eficiencia energética y tecnologías sostenibles en el sector terciario de los países del sur de Europa, enfocándose particularmente en los EPC. Por lo tanto, busca facilitar el desarrollo de un mercado financiero y abrir oportunidades de financiación de gran alcance, enfocados en el mejor aprovechamiento de los recursos. Para lograrlo pone en contacto a las empresas con instituciones financieras, promotores y asociaciones estratégicas.

Esta meta está basada en el desarrollo de un marco de referencia y de valoración de la inversión ad hoc, construido por medio de una herramienta de evaluación establecida (Green Rating™) y apoyada por la organización de actividades para el incremento de las capacidades. Lo anterior beneficia a los desarrolladores (ESEs, ESPCs y otros proveedores de EPC) y patrocinadores de proyectos, así como a los actores privados para acceder a la financiación de terceros y desbloqueando, en consecuencia, el gran potencial que la eficiencia energética y las energías renovables pueden ofrecer al sector terciario.

Validación de escenarios estandarizados de medidas de eficiencia energética

 

Vanessa Tirado López
Licenciada en Ciencias Ambientales por la Universidad de Alcalá de Henares. Cuenta con un máster en Gestión y Control Ambiental Empresarial por la Universidad Antonio de Nebrija de Madrid y está certificada en el protocolo CMVP de Medida y Verificación. Fue consultora en ahorro energético y cambio climático en España y estuvo al frente de la oficina de Creara en Chile. Actualmente, se desempeña como directora de Creara en México.